Lectores conectados

Suscríbete al canal de vídeo noticias RoiPress

sábado, 25 de enero de 2020

La empresa japonesa Bauhutte ahora vende camas 'bajo escritorio' para la oficina




JAPÓN - Si dedicas muchas horas a estar trabajando en un escritorio y siempre has querido darte una buena siesta tumbándote en una cama, quizás en un futuro lo puedas hacer. La empresa japonesa Bauhutte, que está especializada en sillas gaming, está vendiendo una especie de cama debajo del escritorio que está triunfando por tierras niponas.


  •    En Japón existen camas abatibles debajo de los escritorios de muchas oficinas para permitir a los trabajadores echarse una buena siesta como si estuvieran en casa. 

 
Este tipo de cama está dirigido a aquellos trabajadores que dedican muchísimas horas al día a estar sentados en un escritorio, y que les viene bien echarse una siesta para recargar fuerzas. Lo bueno de la cama es que plegada apenas ocupa unos 60 cm con lo que puede esconderse debajo de la mayoría de los escritorios. Si la queremos desplegar, tiene una longitud de hasta 185 cm y puede aguantar hasta 100 kilos de peso.



publicidad



Esta cama también se está vendiendo como una cama auxiliar en caso de desastres naturales, algo bastante habitual por Japón, aunque su principal objetivo de ventas son las oficinas.

Así que de esta manera ya no tendrás que dormir y posicionar tu cabeza sobre el escritorio, sino que podrás desplegar la cama que está escondida debajo del mismo, y tumbarte ahí el tiempo necesario para recuperar fuerzas y seguir posteriormente con el trabajo. 



publicidad



De momento es un producto que no se vende en occidente, dado que está pensado para Japón, y también es un poco complicado que tus jefes vayan a permitirte usarla en el trabajo.

Aún así, se trata de un interesante invento que quizás un día podríamos ver en nuestro país y que a buen seguro ayudará a muchos trabajadores a recargar fuerzas en unas merecidas siestas en el trabajo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

LAS TENDENCIAS DEL MOMENTO